Este perro moribundo fue en brazos a la boda de su dueña porque no se la quería perder

INVITADO ESPECIAL

perro moribundo bodaEste perro moribundo de 15 años fue en brazos a la boda de su dueño porque no se la quería perder. 

Kelly O'Connell es una veterinaria que lleva años trabajando con animales. Hace 15 años, Kelly trabajaba en un refugio de animales, y ahí fue donde conoció a Charlie. Charlie era un perro labrador que llegó a su refugio cuando solo tenía 12 semanas. Aunque ella no estaba pensando en tener un perro, no pudo evitar llevarse a casa a Charlie en cuanto lo vio por primera vez. Era bueno y cariñoso, y se enamoró al instante. 

Al cabo de los años, Kelly conoció a James Garvin, un hombre maravilloso que le ayudó a cuidar a Charlie. Por desgracia, a Charlie le diagnosticaron un tumor cerebral y comenzó a tener ataques. Un poco antes de que fuera diagnosticado, Kelly y Garvin se habían comprometido y deseaban que su perro fuera con ellos a la boda. Sin embargo, conforme pasaron los meses, supieron que Charlie no sobreviviría para llegar a ese día. 

Pero la semana antes de la boda, algo mágico pasó. Charlie dejó de tener ataques y comenzó a sentirse mejor. “Parecía un perro nuevo”, dice su dueña. Así que la pareja consiguió que estuviera en la boda y, aunque tuvo que ser llevado en brazos, se le veía muy feliz. 

Poco después de la boda, Charlie tuvo que ser sacrificado, pero murió en paz y rodeado de todos los que lo querían.

Lleva a su perro con cáncer a un viaje de despedida.

La fiesta de despedida de un perro.  

¿Te gusta? ¡Puntúalo!

6 votos

Noticias relacionadas
load